4 vitaminas importantes para la salud de la piel

La piel es un órgano multifuncional, el más grande del cuerpo, y su apariencia generalmente refleja la salud y eficacia de sus estructuras subyacentes. 

 

Tiene muchas funciones, pero su papel fundamental es proporcionar una interfaz protectora entre el entorno externo y los tejidos de un individuo, brindando protección contra amenazas mecánicas y químicas, patógenos, radiación ultravioleta e incluso deshidratación.

 

Al estar en constante contacto con el ambiente externo, la piel está sujeta a más agresiones que la mayoría de nuestros otros órganos, y es donde ocurren los primeros signos visibles del envejecimiento.

 

Nutrición y salud de la piel

 

Un adecuado estado nutricional referente a los macronutrientes y los micronutrientes, es importante para la salud y el aspecto de la piel, prueba de ello son las variadas enfermedades por carencia de vitaminas que provocan importantes trastornos de la piel.

 

Vitaminas que ayudan a la salud de la piel

 

Respecto al papel que pueden desempeñar algunas vitaminas, en los últimos años se ha prestado gran atención a las alteraciones y enfermedades de la piel debido al déficit de algunas vitaminas que presentamos a continuación.

 

Vitamina A

 

La vitamina A no es sintetizada por el cuerpo humano por lo que necesita ser suministrado a través de la dieta.

 

La vitamina A y sus metabolitos son esenciales para muchas funciones, incluida la actividad inmunitaria, visión, función de barrera epitelial y diferenciación celular;

 

Se ha reconocido para la Vitamina A y sus derivados (retinoides y carotenoides) un papel importante en la regulación de la proliferación, diferenciación y apoptosis de diferentes tipos celulares, incluyendo células de la piel.

 

Investigaciones recientes han demostrado que los retinoides podrían potenciar la reparación de la piel dañada por la radiación UV, aumentando la multiplicación de queranocitos epidérmicos y fibroblastos dérmicos, dando lugar a aumento de la proteína total y su concentración en ella.

 

Se ha asignado un potencial significativo en la prevención de enfermedades de la piel, tales como ictiosis, cáncer de piel y acné. Además, una deficiencia de vitamina A, se asocia con retraso en la cicatrización de heridas.

 

Vitamina C

 

La piel normal contiene altas concentraciones de vitamina C, con niveles comparables a otros tejidos corporales y muy por encima de las concentraciones plasmáticas, lo que sugiere una acumulación activa en la circulación.

 

La alta concentración de vitamina C en la piel indica que tiene una serie de funciones biológicas importantes que son relevantes para la salud de la piel. 

 

La vitamina C es un potente antioxidante soluble en agua que parece atenuar los daños de la irradiación solar en la piel. Además, disminuye la producción de los radicales libres, tras la exposición a la luz UV, protegiendo a las células del estrés oxidativo. Esta vitamina cuenta con una función adicional en la cicatrización de heridas mediante el aumento del pro-colágeno y la síntesis de colágeno que estimulan la formación de la barrera de la piel.

 

Vitamina D

 

La vitamina D3, también conocida como colecalciferol, es una vitamina liposoluble  que tiene un papel fundamental en el buen funcionamiento del organismo ya que interviene en muchos procesos fisiológicos como, por ejemplo, en la absorción y el mantenimiento de los niveles de calcio en los huesos.

 

Existen 3 formas de obtener vitamina D:

 

Dieta: La vitamina D está presente en algunos alimentos como son los pescados grasos (arenque, salmón, caballa), la yema de los huevos, la carne y los alimentos fortificados.

Sol: Tomar el sol ayuda a que el cuerpo sintetice vitamina D. Ten en cuenta que la exposición al sol debe ser controlada .

Suplementos : La vitamina D está en muchos multivitamínicos. También hay suplementos de vitamina D, Si usted tiene deficiencia de vitamina D, consulte con su médico cuánto necesita tomar.

 

Existen diversas enfermedades dermatológicas relacionadas con alternaciones en esta vitamina , tales como acné, dermatitis atópica, psoriasis, melanoma , vitíligo, entre otras.

 

Esta vitamina, inhibe selectivamente la proliferación de queratinocitos y podría modular la inflamación, la angiogénesis y la cicatrización de heridas.

 

Adicionalmente estudios recientes han relacionado los niveles de vitamina D con el eccema atópico, Su acción anti proliferativa sobre queratinocitos favorece la reducción del grosor de las manchas psoriásicas; además, su acción inmunorreguladora mejora el control de la enfermedad.

 

El papel de la vitamina D en la en la génesis de los cánceres de piel (melanoma, carcinoma de células basales y carcinoma de células escamosas) sigue siendo objeto de debate. La vitamina D podría inhibir los procesos de invasión tumoral y los mecanismos de angiogénesis, bloqueando la proliferación celular.

 

Vitamina E

 

La vitamina E, o tocoferol, es el término que se le da al grupo más abundante de antioxidantes liposolubles en las células humanas; se encuentra en varios alimentos y aceites tales como aceite de germen de trigo, aceite de girasol, aceite de cártamo, semillas, maíz, soja y verduras de hoja verde.

 

Su función principal es actuar como un poderoso antioxidante, es decir, como agente crítico para proteger las células del daño a largo plazo.

 

La actividad antioxidante de la vitamina E es fuertemente dependiente de la acción de otros agentes biológicos, como el ácido ascórbico, la vitamina B3, el selenio y el glutatión.

 

La poderosa actividad antioxidante hace que la vitamina E sea importante en la prevención del envejecimiento de la piel, y ha demostrado ser un tratamiento útil para muchas afecciones de la piel: melasma, prevención de la formación de cicatrices y dermatitis atópica.

 

Conclusión

Sin duda las vitaminas ayudan a nutrir nuestro organismo y lo ayudan a funcionar correctamente. Es por ello que es necesario que mantengas tus niveles de vitaminas en niveles adecuados, ya que una deficiencia de estas puede afectar la salud de tu piel.

 

Puedes obtener vitaminas a través de una dieta sana y equilibrada, pero también puedes complementarla a través del consumo de suplementos.

 

En All Nutrition contamos con variados suplementos de vitaminas o multivitamínicos que te ayudarán a suplir alguna deficiencia. Si necesitas conocer el producto adecuado para ti, consulta con nuestras especialistas a través de chat en línea o asesoría mediante videollamada.

 

 

Referencias Bibliográficas

-Dattola, A., Silvestri, M., Bennardo, L. et al. Role of Vitamins in Skin Health: a Systematic Review. Curr Nutr Rep 9, 226–235 (2020). https://doi.org/10.1007/s13668-020-00322-4

-F.J. Navarro-Triviño, S. Arias-Santiago, Y. Gilaberte-Calzada,Vitamina D y la piel. Una revisión para dermatólogos, Actas Dermo-Sifiliográficas,Volume 110, Issue 4, 2019, Pages 262-272, ISSN 0001-7310, https://doi.org/10.1016/j.ad.2018.08.006. (https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0001731018305313)

-Venancio Martínez Suárez, Alejandra Méndez Sánchez ; Belén Pérez Basterrechea. La nutrición como condicionante de la salud de la piel. Hospital Universitario Central de Asturias. Centro de Salud El Llano, España. Más dermatología, ISSN 1887-5181, Nº. 26, 2016, págs. 19-24

-Pullar JM, Carr AC, Vissers MCM. The Roles of Vitamin C in Skin Health. Nutrients. 2017; 9(8):866. https://doi.org/10.3390/nu9080866

PielSalud y bienestarVitaminas
Buscar
Artículos recientes
Etiquetas